La Realidad Aumentada llega al porno

Strip Club Naughty America

Recientemente se ha celebrado en Las Vegas la Consumer Electronic Show (CES), la feria tecnológica más grande del mundo, donde cientos de empresas aprovechan para presentar sus últimas novedades. Entre todas ellas este año ha destacado la productora estadounidense Naughty America con la demostración de Strip Club, una app de Realidad Aumentada que te coloca a una señorita virtual en paños menores en la misma habitación donde te encuentres.

Para los que no estéis familiarizados con el concepto de Realidad Aumentada se trata de una tecnología que permite superponer elementos virtuales sobre nuestra visión de la realidad, normalmente mediante el uso de dispositivos con cámara (como smartphones o headsets de Realidad Virtual). Probablemente el ejemplo más extendido de los últimos años sea el videojuego Pokémon GO, aunque el uso de esta tecnología hace tiempo que se viene utilizando en los campos de la ciencia, la educación, la publicidad o el ocio. Pero vaya, que para muestra un botón:

Sin embargo Naughty America no han sido los pioneros en aplicar este invento para usos libidinosos, ni mucho menos. Parece increíble pero los primeros intentos de cruzar la Realidad Aumentada con la pornografía datan de enero de 2010, cuando la empresa Pink Visual presentó en el CES de ese año una webcam que, mediante el uso de Adobe Flash, reconocía un marcador para mostrar porno alrededor del usuario cuando se veía en pantalla.

Pese a lo llamativo de la propuesta lo cierto es que no gozó de demasiado éxito y posteriormente comenzaron a desarrollarse otros proyectos más parecidos a lo que podemos ver hoy en día, como el impulsado por EligoVision a finales de 2010 con motivo del decimotercer aniversario de la revisa rusa XXL -donde se podía ver a una bailarina tridimensional danzando sobre un folleto que venía adjunto- o la campaña de 2013 de la revista Playboy que mostraba un material más sugerente cuando se apuntaba a la marquesina de una parada de bus con la aplicación AR Layar. Dentro de este grupo también podríamos incluir las Google Glass y el famoso anuncio de la tienda MiKandi protagonizado por James Deen y Andy San Dimas, aunque poco después las apps pornográficas fuesen prohibidas en la tienda de las gafas y el invento en sí se fuese al garete…

Desde entonces la tecnología ha avanzando mucho y, con la incorporación de los headset de Realidad Virtual, ya no es necesario ver el mundo a través de la pantalla de un teléfono, tablet u ordenador. Algunas demostraciones, como la mencionada Strip Club de Naughty America o las creaciones de las firmas ARConk 3DHoloGirlfriend son muy prometedoras pero… ¿tiene realmente mercado este producto? Es decir, se trata de una pijada la mar de curiosa pero, por mucho que la fiesta se desarrolle en mi sala de estar, a fin de cuentas es una animación en bucle que personalmente no me motiva en exceso como para toquetearme (y lo dice alguien que está profundamente encantado con la Realidad Virtual).

Quizás el problema es que, pese a todos los avances, la cosa aún está muy verde. Quizás cuando estemos hablando de hologramas y podamos interactuar con ellos tendré que callarme la boca. Hasta entonces os dejo con este enlace para que probéis la experiencia Strip Club de forma gratuita y ya me diréis qué tal en los comentarios (solo disponible para dispositivos Android y Oculus Rift/HTC Vive)